De cómo parto de cero para decretar que estoy consciente de vivir

No importa cuantas veces debo caer para levantarme, no importa que tan seguido debo quitar lágrimas de en medio. Lo que me anima es mucho mayor, es casi indescriptible para mi. Para qué darle un nombre preciso, sólo sé que tiene que ver con lo esencial, lo humano y lo divino.

Este fin de semana desperté, como siempre, temprano, incluso después de haber pasado una noche en vela, en animada pero crítica conversación. Durante los primeros minutos de esos despertares, deposité mis miedos y miserias en un cofre y lo lancé tan lejos que apenas los reconozco.

Hoy, a un par de días ya de esa decisión, me encuentro en una encrucijada y para salir de ella, me propongo re construir mi historia, pero en tiempo presente.

 

 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s