La tranquilidad que crece en mi

Por qué no decirlo, hoy amanecí con los ojos deshinchados y el cuerpo más relajado de lo usual. Es una buena señal de que la marea se está aquietando.

Cada día pienso más en mi y mis deseos de estar tranquila de una vez y para siempre. Volver a reír como lo hago incluso en estado de manía, pero sin manía, claro.

Como sea, quiero aprovechar este día de quietud y los deseos más profundos de estar en paz conmigo misma y los que amo.

Bendiciones a quienes me leen.

Clau

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s